http://www.ultraguest.com/sign/1141778858 Chiscolin-Chiscolina: DRAGONES

domingo, marzo 18, 2007

DRAGONES

Uf!, no os podeis siquiera imaginar cuánta información hay sobre los dragones, y eso que dicen que son seres imaginarios! GGG
Los dragones fueron representados a lo largo del tiempo como grandes serpientes o reptiles que poseen cualidades mágicas o espirituales. El origen o etimología de su nombre proviene del latín: "drako" (serpiente), y es un término que en la actualidad designa a un animal mitológico, aunque también se llama así a un tipo de planta, cuyas flores semejan una cabeza de dragón. Por razones de analogía, también se denomina “dragón” a una especie de pez, a una constelación y a un cuerpo de infantería (por las dragonas o charreteras que empleaban los soldados y por los dragones pintados en su estandarte o esculpidos en sus pistolas); dragoncillo es el nombre de un arma que escupe fuego.
Volviendo a los dragones propiamente dichos, comentaros que en las representaciones occidentales generalmente son mostrados con alas y cuerpo escamoso, a la vez que se les asigna la capacidad de respirar o lanzar fuego; no así en l
a mitología oriental cuyos poderes son sobre todo espirituales, pudiendo por ello dominar incluso los elementos. Se desconoce el porqué se le atribuye este aspecto físico, aunque yo creo que esta concepción nació espontáneamente en distintas culturas del mundo a medida que se iban encontrando restos prehistóricos de dinosaurios; al no poder dar explicación lógica a los esqueletos inventaron al "dragón", que tomó un cariz u otro según el ambiente cultural del momento.
Por ejemplo, durante la Edad Media los dragones fueron considerados símbolo de apostasía y de traición, aunque también de cólera y envidia. Los dragones de varias cabezas significaban decadencia, opresión y herejía, aunque también fueron considerados como emblema de independencia. Muchos dragones representaban la Sabiduría y matar un dragón era considerado un pasaporte a la riqueza, y la demostración de que un héroe era realmente hábil y astuto (como en "El Cantar de los Nibelungos", cuyo héroe Sigfrido vence al dragón Fafner –custodio del tesoro de los Nibelungos–, lo que le permite convertirse en dueño de esta fortuna y bañarse en la sangre del dragón, convirtiéndose en un ser invulnerable, prácticamente invencible excepto por el pequeño “punto débil” que no fue mojado con su sangre y que sabrá aprovechar el traidor Hagen para vencerlo).
Debido a la influencia del cristianismo y por las connotaciones del vocablo "serpiente", asociado históricamente en occidente con lo diabólico y pecaminoso, la identificación bíblica del diablo con la serpiente originó la equivalencia entre “mal” y “dragón” (en el Libro de Job se describe al monstruo marino Leviathan con características propias del dragón, el cual es llamado “Rey de las Bestias” y en el libro de la Revelación 12:3 se describe una enorme bestia roja con siete cabezas -que no es otra que la Hidra contra la que luchó Hércules- cuya cola barre un tercio de las estrellas del cielo sobre la Tierra, tema que se encuentra emparentado con la caída de los ángeles). En algunas traducciones la palabra “dragón” se utiliza para describir a "La Bestia" (es decir, al diablo), mientras que en la iconografía religiosa se representan algunos santos cristianos en el acto de matar a un dragón (ilustración clásica de San Jorge que aparece en leyendas inglesas y aragonesas).
Y, os va a parecer increible, pero hasta el s.XVII los eruditos escribían sobre los dragones como si se tratase de un hecho científico, y anotaban datos sobre su anatomía e historia natural; el naturalista Edward Topsell, por ejemplo, los consideraba reptiles íntimamente relacionados con las serpientes y escribía en 1608: "Existen diversos tipos de Dragones, que se pueden distinguir, en parte, por sus países de procedencia, en parte por su cantidad y tamaño, y en parte por la diferente forma de sus partes externas", basándose en pensadores tales como Herodoto o Aristóteles (sí, es verdad!!, él también, y os alucinaría su teoría sobre la dieta de los dragones y las lechugas silvestres JAJAJA).
Hoy en día, el Dr. Karl Shuker, experto en la ciencia de los dragones, los clasifica así: dragones-serpientes, semidragones, dragones clásicos, dragones de cielo, y neodragones, y escribe lo siguiente: "¡Dragones! Devoradores escupe fuegos de damiselas, pinchados por la valiente lanza de un caballero, o deidades etéreas con forma de serpiente que se desplazan lánguidamente por los cielos con una celestial tranquilidad. Monstruos con forma de gusano, con espirales de acero, o maravillas aladas con escamas incrustadas con pedrería. Pesadillas con alas de murciélago que aterrorizan y profanan con volcánicas gargantas de llamas, o bestias policromáticas de ensueño que se elevan hasta las alturas con iridiscentes plumas de gloria cristalina. Personificaciones de la malevolencia o la beneficencia, del paganismo o de la pureza, la muerte o la devastación, la vida y la fertilidad, lo bueno o lo malo." Bonito, eh?
Además, en la actualidad, son protagonistas de multitud de filmes, libros y juegos; podríamos decir que éstos son los dragones modernos, una categoría que me acabo de inventar GGG, y podemos incluir entre ellos a Yandrak y Kirstash de Memorias de Idhún (sí, Kirtash también), Shapira de Eragon, los dragones de Paladine y los de Takhisis en Krynn, Fuyur de la Historia Interminable, los creados por Tolkien para la Tierra Media, los 10 tipos diferentes de dragón que aparecen en Harry Potter, Dragonair de Pokemon, Shenlong de la Dragon Ball, Haku de Shihiro, .... además de sus jinetes o caballeros del dragón; parece cierto por tanto (pese a San Jorge) que el dragón, personificación de un poder dinámico e irresistible, continuará evolucionando, diversificándose y poblando nuestro mundo.

El dragón está muerto.... ¡larga vida al dragón!

Etiquetas: , ,

16 Comentarios:

Blogger sayory dice...

Yeeeeeah,me ha molao mucho el artículo.
A ver si hablamos de noche,que te tengo que contar cousas...

19/3/07 15:53  
Blogger chiscolina dice...

Pués lo de Aristóteles es la bomba: el tipo decía que a veces los dragones comían cosas que les sentaban mal, entonces lo solucionaban comiendo lechugas silvestres para vomitar GGGG, y que lo que les sentaba peor eran las manzanas... nunca comían manzanas sin tener cerca lechugas silvestres JAJAJA
Es que me parto!!!, son increibles estos filósofos!!! ;)

19/3/07 23:49  
Blogger sayory dice...

Jajajajaja,los griegos eran muy graciosos xDDDDDDD

20/3/07 00:09  
Blogger l_urbano dice...

Curioso.
Aunque yo tengo dudas de la veracidad de los hechos contados.
Por que digo yo, los antiguos podrian ser mas o menos cultos, pero eso no significa ser tonto necesariamente, quizas con esos relatos, comentarios, solo pretendian entretener a los niños,como se sige haciendo hoy.

20/3/07 12:25  
Blogger sayory dice...

Pero no es que sean tontos,es que la cultura era diferente y tenían otro modo de ver la vida,no podemos mirar la filosofía desde el punto de vista actual,porque cada filosofía está condicionada por la época y la sociedad en la que se ha desarrollado.

20/3/07 13:59  
Blogger equinocyo dice...

Muy buenaaaas, a mi me gusto mucho la peli de eragon y de siempre me llamo la atencion los dragones, y en cuanto a lo de Aristóteles aun lo estoy flipando jejejeje, q majos estos filosofos.
Muchos besos para to@s

20/3/07 16:26  
Blogger chiscolina dice...

Yo no creo que sean tontos, y menos que nadie Aristóteles, es sólo que su modo de concebir el mundo y de darle explicación a las cosas era distinta, entre otros motivos porque no tenian los medios que tenemos hoy (es probable que las personas del futuro se rian de algunas de las cosas que creemos JIJIJI... por cierto, me encantaría verlo).
Sin ir tan lejos, incluso hoy hay personas que creen en el mal de ojo, por ejemplo, y probablente tampoco son tontos, es simplemente que explican ciertas cosas de esa manera.

20/3/07 23:28  
Blogger l_urbano dice...

Por vuestros comentarios es evidente que no me he expresado bien.
No queria dar a entender que fuesen tontos sino que lo decian a modo de cuentos o historias y no basandose en estudios cientificos.

21/3/07 10:36  
Blogger la bala dice...

Yo creo que hablaban en metáfora. Hay dragones que personifican el bien y otros el mal, dependiendo de la civilización que los empleara para uno u otro menester.
De todas maneras me encantan los dragones, me parecen seres bellos. Me acuerdo de Eliot y el dragón, película en la que un niño hablaba con un dragrón que solo el podía ver (este por ejemplo, es le dragón bueno). El dragón de La Bella Durmiente (este era malo, malo, malísimo).
Bueno pos eso que me gustan mucho.

21/3/07 12:20  
Blogger chiscolina dice...

A mí también me mola el dragón de Eliot GGG ;)

22/3/07 00:19  
Anonymous Anónimo dice...

Desde luego a mi me gustaban los dragones buenos, los que salvaban a las princesas y echaban fuego por la boca para quemar el castillo de los malos, en fín, cuentos, creo yo.
Los feos no me gustan que me dan susto y me sueño por las noches.

22/3/07 17:07  
Anonymous Anónimo dice...

La de antes era yo: Pipi, pero no me acuerdo de mi contraseña (el alemán me tiene perdidita).

22/3/07 17:09  
Blogger sayory dice...

A mí los malos también me gustan,gg,la lucha contra el gran poder destructor del dragón :)

23/3/07 11:02  
Blogger the most crazy dice...

Me ha encantado el artículo y estoy de acuerdo con Sayory me encantan los dragones sean buenos o malos (en especial uno que se sale...)
Me encanto como hicieron en Eragon a Saphira, era de lo más real, aunque la peli me decepciono un poco los efectos son buenísimos.
Me gustaría pensar que existieron los dragones, eso sin duda le añadiría emoción al asusnto.

24/3/07 15:34  
Blogger cris dice...

El artículo está muy bien, para mi dragón, es sinónimo de fantasía e imqaginación, aunque casi siempre los ponen como malos, me pregunto si existió algún tiempo en el que las personas pensaban que eran reales...., hubiese sido curioso vivir en esa época

24/3/07 15:59  
Blogger chiscolina dice...

Para mí, "dragón", es la confirmación de que todos somos iguales; que no hay razas, ni credos, ni culturas que nos diferencien. Todos vieron restos de dinosaurios y pensaron en lo mismo: dragón; todos lo utilizaron para sus fines políticos-religiosos; los oprimidos lo vieron como salvación; los poderosos como amenaza; ...
Me gusta pensar que formo parte de algo grande, de una cultura universal y de un pensamiento común; más cosas nos hermanan que nos diferencian, está claro.
Por cierto, mi favorito: Kirtash.

26/3/07 10:34  

Publicar un comentario

<< Home